marketplaces

Con un ritmo de crecimiento de entorno al 15%, el comercio electrónico se está revelando como una clara alternativa ante la caída de las ventas tradicionales en los últimos años. Cierto es que hay sectores que han despegado mucho más que otros, pero la realidad es que cerrar la puerta a un canal tan potente y en pleno desarrollo como es Internet es un lujo que muchos negocios saben que a estas alturas ya no pueden permitirse.

Ahora bien, ¿vender a través de Internet implica necesariamente tener que abrirse una tienda online propia con todo lo que ello implica?

Obviamente, tener una tienda online propia permite tener un control total sobre todo el proceso, pero también es cierto que todavía hay muchos comercios, especialmente aquellos de menor tamaño y que están muy localizados en sus áreas de referencia, que afrontan con bastantes dificultades su salto a Internet por varios motivos:

  •          Desconocimiento del medio online y falta total de experiencia
  •          Limitación de recursos económicos y humanos
  •          Problemas de logística, por lo que implica empezar a vender a toda España o incluso fuera

La buena noticia es que Internet ofrece distintas posibilidades para que un comercio no tenga que renunciar a vender online si, de momento, no tiene medios para hacerlo por su cuenta y riesgo. Al menos en una primera fase. Y éste es el caso de los marketplaces, también conocidos como centros comerciales online. Más allá de un mero agregador de productos, realmente un marketplace lo que permite es que el comercio pueda desentenderse, en mayor o menor medida, de todo lo que conlleva el proceso de venta y postventa.

Aunque, sin duda, a día de hoy el gigante Amazon vendría a ser el referente mundial de los marketplaces, en España están surgiendo propuestas con valores añadidos muy interesantes, como es el caso del centro comercial online Yodetiendas.com. Se trata de una plataforma que no solo permite que un comercio pueda darse de alta y subir sus productos para venderlos, sino que asimismo asume absolutamente todos los flecos de la venta: la promoción, la visibilidad, la atención al cliente, la venta, la recogida del producto en el comercio y su envío al cliente final, la gestión de las posibles devoluciones, etc. Y, en este sentido, se trata de un marketplace pionero en España por las prestaciones que se ofrecen a los comercios.

De este modo, el comercio, tras dar de alta los productos que quiere vender, puede despreocuparse absolutamente de todo y no tiene que destinar ningún recurso adicional, ya que vender a través de esta plataforma es totalmente gratuito. Una vez se produce la venta, el comercio cobra el importe del producto vendido y Yodetiendas aplica la comisión previamente pactada. Pero, en cualquier caso, solo una vez que ya se ha realizado la venta.

Aunque este modelo puede ser una solución a medida de todos aquellos comercios que aún no pueden permitirse dar el salto online o quieren tantear previamente el terreno para estudiar su rentabilidad, vender a través de un marketplace como es Yodetiendas también es factible para negocios que ya dispongan de su propia tienda online pero que quieran disponer de un canal adicional de venta en el que no tienen que invertir nuevos recursos.

¿Cuál es tu opinión? ¿Crees que todos los negocios deberían apostar por lanzarse directamente a vender en Internet con su propia tienda online?